Pechuga de Pollo Jugosa: Receta Sencilla, Económica y Deliciosa

Introducción

En esta ocasión, te presentamos una receta que no solo es increíblemente deliciosa, sino también simple de preparar y económica. La pechuga de pollo jugosa es un plato que deleitará a tu paladar con su sabor exquisito y su textura suave. Sigue leyendo para descubrir cómo preparar esta maravillosa receta en pocos pasos.

Ingredientes y Preparación

1. Ingredientes:

  • 3 filetes de pechuga de pollo
  • 5 dientes de ajo picados y 2 enteros
  • 1 cebolla grande
  • 1/2 taza de agua o caldo
  • 1/2 taza de crema de leche
  • Perejil fresco
  • Jugo de medio limón
  • Mantequilla y aceite vegetal
  • Nuez moscada y sal al gusto

2. Preparación de los Filetes de Pollo:

Marcar los Filetes:

  • Realiza cortes poco profundos en la superficie de los filetes de pollo para garantizar una cocción uniforme y una mejor absorción de sabores.

Sazonar con Sal y Pimienta:

  • Espolvorea sal y pimienta en ambos lados de los filetes de pollo para realzar su sabor.

Triturar Ajos con Piel:

  • Tritura 2 dientes de ajo con la piel aún para que suelten un aroma único durante la cocción.

Calentar Aceite y Mantequilla:

  • En una sartén, calienta una combinación de aceite vegetal y mantequilla a fuego medio-alto.

Freír el Pollo:

  • Agrega los filetes de pollo a la sartén caliente junto con los ajos triturados y fríe por ambos lados hasta que estén dorados y cocidos por completo.

3. Preparación de la Salsa Sabrosa:

Picar Cebolla y Ajo:

  • Mientras el pollo reposa, pica la cebolla y los 5 dientes de ajo restantes finamente.

Saltear la Cebolla:

  • Retira el pollo de la sartén y agrega más mantequilla si es necesario. Sofríe la cebolla picada hasta que esté transparente.

Agregar Ajo y Jugo de Limón:

  • Añade el ajo picado a la cebolla y cocina por unos minutos. Exprime el jugo de medio limón sobre la mezcla.

4. Reunir Todo:

Agregar Agua o Caldo:

  • Vierte el agua o caldo en la sartén y lleva la mezcla a fuego lento.

Realzar con Perejil y Especias:

  • Agrega el perejil picado, la nuez moscada, sal y otras especias según tu preferencia.

Incorporar la Crema:

  • Vierte la crema de leche en la sartén y mezcla bien para crear una salsa cremosa y aromática.

Cocinar a Fuego Lento y Devolver el Pollo:

  • Deja que la salsa hierva a fuego lento durante unos minutos. Luego, incorpora los filetes de pollo nuevamente a la sartén y vierte la salsa sobre ellos.

Cocinar a Fuego Lento a la Perfección:

  • Deja cocinar a fuego lento durante unos 15 minutos más, permitiendo que los sabores se mezclen y el pollo absorba todo el sabor de la salsa.

Conclusión

Con esta receta, has descubierto cómo preparar una deliciosa pechuga de pollo jugosa que seguramente se convertirá en uno de tus platos favoritos. Su simplicidad en la preparación, su costo económico y su increíble sabor la hacen perfecta para cualquier ocasión. ¡Disfruta de esta delicia en tu próxima comida!

Preguntas Frecuentes

  1. ¿Puedo sustituir la crema de leche por leche evaporada? Sí, puedes utilizar leche evaporada como sustituto de la crema de leche, aunque la textura y el sabor pueden variar ligeramente.
  2. ¿Es necesario marcar los filetes de pollo antes de cocinarlos? Marcar los filetes de pollo ayuda a garantizar una cocción uniforme y una mejor absorción de sabores, pero si prefieres omitir este paso, aún así obtendrás un plato delicioso.
  3. ¿Puedo agregar otras especias a la salsa? Por supuesto, siéntete libre de experimentar con diferentes especias según tus preferencias personales. El objetivo es crear una salsa sabrosa y aromática.
  4. ¿Cuánto tiempo debo dejar cocinar la salsa a fuego lento? Deja que la salsa hierva a fuego lento durante aproximadamente 3-4 minutos para que los sabores se mezclen adecuadamente y la salsa adquiera la consistencia deseada.
  5. ¿Se puede refrigerar la pechuga de pollo sobrante? Sí, puedes refrigerar la pechuga de pollo sobrante en un recipiente hermético por hasta 3 días. Asegúrate de calentarla adecuadamente antes de servirla nuevamente.